Cronología y obra de Alejandro Otero

Si analizamos las diferentes etapas en que puede

descomponerse mi trabajo, encontramos, no solamente

diferencias de carácter e intención entre una y otra,

sino entre las obras que la integran.

Alejandro Otero

El territorio del arte es enigmático

1990

 

En esta muestra que engalana el museo que lleva el nombre del Maestro, en reconocimiento al legado que él ha dejado a las generaciones contemporáneas y futuras, se pretende cotejar en una línea de tiempo, de modo cronológico -destacando las fechas más importantes de sus creaciones artísticas- con obras de la Colección Fundación Museos Nacionales. Partiendo desde su nacimiento, recorriendo los años más destacados de sus creaciones, series de investigaciones plásticas y aportes plásticos hasta la fecha de su muerte.

Otero fue el artífice, como creador, de obras que rompieron paradigmas en la plástica nacional, latinoamericana e internacional; desde mediados de 1945 comienza a representar pictóricamente objetos que poco a poco fue deconstruyendo en una serie llamada Las Cafeteras, la cual le trajo polémica y debate de la plástica nacional, que le motivó a crear con un grupo de artistas en París: el grupo Los Disidentes, el cual reflexionaría de manera crítica el arte en años posteriores. En 1951 se integra al Proyecto de Integración de las Artes junto a Carlos Raúl Villanueva en la UCV y en edificaciones públicas y privadas. En 1955 crea Los Coloritmos. Dos años después, el Museo de Arte Moderno de Nueva York reconoce la importancia y transcendencia de la obra y adquiere el Coloritmo N° 1 y, en 1958, en Venezuela le otorgan el premio nacional de pintura con el Coloritmo 68.

En 1967, el Maestro inicia la ejecución de sus obras a escala cívica, con el proyecto de la Zona Feérica en celebración de los 400 años de Caracas, dando paso al estudio de la interrelación entre arte y ciencia en el mundo actual. Entre 1975-1976, son donadas por Venezuela obras de Otero de escala cívica a Colombia y EE. UU. En 1982, representó al país en XL Bienal de Venecia con obras a escala cívica que hoy persisten en espacios públicos del país.

El espíritu y entusiasmo de la obra de Otero ha servido de inspiración para crear dos exposiciones posteriores que se derivan de los conceptos inmersos en la obra de Alejandro Otero, conceptos como lo lúdico en el uso del color, composiciones y formas que presenta en los Coloritmos, Tablones y series gráficas, que permitió indagar en obras de la Colección FMN bajo ese tema y se conformó la muestra Expresiones de lo lúdico, en la sala 2. Otro tema presente en la obra de Otero es la ficción, presente en sus estructuras cívicas, maquetas y Duratrams, en donde se puede ver la simulación de grandes estructuras dinamizadas por acción de elementos de la naturaleza que nos permiten abstraernos y compararlas con maquinarias y equipos espaciales, permitiendo esta interpretación otra muestra: Expresiones de ficción, en la sala 3; bajo un título general, las tres muestras se reúnen en Cruces contemporáneos, donde se entrecruzan los discursos, planteamientos e interpretaciones en un mundo cada vez más global y envolvente.

“El arte nunca debe ser un refugio porque transciende el coto cerrado de la experiencia individual. De un modo el arte cerca, palpa, modifica y en muchos casos hace estallar, en parte o totalmente, la realidad sensible del hombre. Esto no puede hacerse en secreto sin que nadie lo sepa”

Alejandro Otero

Archivo Otero, 1985

Lugar de Exhibición

Sala 1

Dirección

Complejo Cultural La Rinconada, Caracas

Fecha

De Viernes, Octubre 21, 2016 hasta Sábado, Diciembre 31, 2016

Horario

Martes a domingos, 10 am a 4 pm